Néstor Torres

Jueves 22 de julio · 20:30h

Uno de los músicos de mayor prestigio del jazz latino, Néstor Torres se inició en el mundo de la música gracias al estímulo de sus progenitores.

Su padre, el conocido pianista puertorriqueño Néstor Torres, le regaló un tambor al cumplir los cinco años. Ese fue su primer instrumento musical y a través de él dio sus primeros pasos en el arte.

Además de obsequiarle su primer instrumento, su padre también le enseñó a escuchar la música de Tito Puente al igual que la de otros importantes artistas. De la misma manera, su progenitora lo inició en el conocimiento de los ritmos latinos y las piezas clásicas de la música universal.

A pesar de que comenzó tocando el tambor, al cumplir los 13 años Néstor Torres hijo cambió los sonidos cadenciosos del tambor por los sonidos dulces y refrescantes de la flauta. Estudió dicho instrumento de viento mientras cursó sus estudios en las escuelas intermedia y superior.

Al culminar sus grados preparatorios ingresó a la Universidad Interamericana de Puerto Rico. En la institución completó su bachillerato en Música y Pedagogía de la Música. Pero su jornada estudiantil no culminó ahí.

Luego se trasladó a la ciudad de Nueva York. Allí prosiguió su adiestramiento en música clásica en el Mannes School of Music y más tarde en el New England Conservatory de Boston. Durante ese tiempo, también aprendió el arte de narrar historias con su flauta; habilidad que llegó a practicar a nivel profesional.

Mientras estudiaba, Néstor Torres tuvo la oportunidad de tocar en distintas bandas. Entre ellas con el grupo de música afroantillana Batacumbele en Puerto Rico, con Típica Ideal, Conjunto Libre, Orchestra Novel, el grupo de Joe Quijano y Charanga América. Al momento de conocer sobre las raíces africanas de la música latina, su pasión por conocer más sobre esas culturas lo llevó al África y a Suramérica.

En su viaje por América del Sur, decidió permanecer en Colombia por más tiempo. Allí grabó su primera producción discográfica “Colombia en Charanga”, una antología de canciones folklóricas a las que incorporó una base de ritmos afrocubanos. Ese primer trabajo discográfico alcanzó la posición número cinco de las listas de los discos más vendidos del mencionado país.

Durante la década de los 80, Néstor trabajó con varios de los mejores exponentes del jazz latino. Entre ellos estaban Tito Puente, Cachao y Ray Barreto. Para ese tiempo también grabó su segundo disco titulado “No me provoques” y luego se integró a Hansel y Raúl, uno de los dúos de salsa más conocidos de aquella época.

Con el dúo, Néstor se mudó a Miami. En la ciudad continuó colaborando con los salseros Hansel y Raúl hasta que optó por seguir una carrera como solista. En 1985 pasó a ser el artista principal del “Pace/Southern Bell Artist Showcase Program” realizando unos 20 conciertos consecutivos. Con esas presentaciones el músico recibió considerable exposición en los Estados Unidos y además ganó experiencia en los escenarios.

Posteriormente visitó programas de televisión como “Today show” y “Carnaval” y además se fue de gira con la agrupación “Supersounds”, conjunto que incluyó entre sus miembros a músicos de la talla de Herbie Hancock, Wayne Shorter and Buster Williams.

En 1989 lanzó su segunda producción discográfica que llevó por título “Morning Ride”. A pesar de alcanzar ese logro, un accidente en medio de una carrera de botes, el 12 de mayo de 1990, lo mantuvo alejado de la escena musical por espacio de un año.

Luego de su recuperación regresó a los estudios de grabación donde produjo el disco “Dance of the Phoenix”. Esta fue la primera producción luego de que su vida tomara un nuevo giro a partir del accidente sufrido. La mezcla de ritmos latinos con el jazz tradicional y clásico le permitió ingresar a nuevos mercados.

Con dicho álbum, “Dance of the Phoenix”, reapareció en 1991 en el II Festival Medalla de Jazz Boricua. Un año, en 1992, después participó en el concierto-filme sobre la vida del músico cubano Cachao: “Como su ritmo no hay dos”.

En 1994 formó parte del concierto de “Batacumbele: 15 años después”. Para el álbum “Mi tierra” de la cantante cubana Gloria Estefan, el artista puertorriqueño fue uno de los músicos invitados. Dicho disco fue galardonado con un premio Grammy a la Mejor Grabación Tropical del Año.

Para ese mismo año la casa disquera Sony Latin Jazz lanzó al mercado su cuarto disco titulado “Burning Whispers”. La producción estuvo a cargo de Kike Santander, Juan Vicente Zambrano y Eddie Montilla. La grabación incluyó dentro de su repertorio a melodías ya conocidas como “El Dorado”, tema principal de la película “El mago de OZ”, “Somewhere Over the Rainbow” y “Mambo Sensual”. En este último tema el aclamado músico Ottmar Liebert tocó la guitarra. En 1995 “Burning Whispers” fue distinguida por los Premios Tu Música como la Mejor Grabación de Jazz. Además participó en el especial navideño del Banco Popular, “Somos un solo pueblo”.

Un año después, para 1996, su quinta producción “Talk to me” llegó a las tiendas de discos. Para este trabajo discográfico el artista unió esfuerzos con el galardonado productor Andre Fischer. Este a su vez reclutó a Clare Fischer, Brad Cole, Alex Cole y Luis Conte, entre otro. Ritmos sensuales, melodías cautivadoras fusionadas al rock y al jazz, hacen de este trabajo uno de los más destacados del género.

Su talento, disciplina y perseverancia le ha permitido presentarse en varios reconocidos programas de televisión. El músico puertorriqueño ha participado en importantes programas de la televisión norteamericana como CBS Sunday Morning, The Tonight Show with Jay Leno, The Late Show With David Letterman, The Today Show y The Grammy Awards, entre otros.

De la misma forma llevó a cabo importantes presentaciones en el Hard Rock Café de New York y Miami, el Troubadour en Los Angeles y The Village Gate en New York. Asimismo su esmerada educación le ha permitido trabajar como concertista para eventos como el Heineken Jazz Festival, St. Croix Jazz Festival, Super Sounds Japan Tour con Herbie Hancock y el Festival de Jazz de Cancún.

En 2000, año en que celebró sus más de 30 años de carrera musical, vivió otro de sus puntos culminantes de su profesión cuando fue distinguido con un premio Grammy por la grabación “The Side of Paradise”.

https://www.instagram.com/nestortorresofficial